“A veces la guerra es necesaria”: Barack Obama

“No me arrepiento”, dice el expresidente de los Estados Unidos, Barack Obama respecto al día en que ordenó asesinar a Osama Bin Laden, en mayo de 2011.

Este sábado en una entrevista en la cadena radiofónica SER, el demócrata también señaló que “los gobiernos son, como yo suelo decir, buques trasatlánticos, no lanchas motoras. Mover la maquinaria del Estado hacia una dirección mejor requiere un esfuerzo enorme”.

“En las democracias hay muchas presiones para frenar; hay grupos de interés que hacen lo que pueden para que las cosas no cambien. Es más fácil parar algo que poner algo en marcha”, explicó Obama en la entrevista con motivo de la publicación de sus memorias ‘Una tierra prometida’.

Añadió que “una de las alegrías y también frustraciones de la democracia es que tienes que llegar a compromisos y no puedes llegar nunca a lograr un cien por cien de lo que quieres. La buena noticia es que, gracias a la democracia, Donald Trump tampoco logró el cien por cien de lo que él quería”.

Respecto a la pandemia del covid-19 dijo: “Si el Gobierno de los Estados Unidos hubiera sido más responsable y eficaz, se habrían salvado vidas y la enfermedad no habría tenido un efecto tan devastador”.

Asimismo, se refirió a la muerte de Bin Laden. “Lo hice muy intencionadamente. A menudo describimos la guerra o la lucha contra el terrorismo en términos asépticos (…) la guerra, a veces, es necesaria. No me arrepiento de haber dado la orden de la operación que acabó con la muerte de Bin Laden porque estaba planificando el asesinato de gente inocente, algo que ya había hecho antes”.

Obama reconoció que “incluso las guerras necesarias conllevan cosas muy terribles. Y eso es algo que pesa en mi conciencia. Y tiene que ser así. Yo desconfiaría de un líder que no reflexionara sobre esto, que no le afectara”.

Dijo que, tal como aseguró durante su discurso al recibir el Premio Nobel de la Paz, en 2009, una de las principales misiones de un líder es proteger a su pueblo, lo cual es necesario cuando se trata de desmantelar redes terroristas.

Al menos 2.500 soldados estadounidenses murieron en Afganistán e Irak bajo la presidencia de Obama. Las bajas civiles son incalculables.

Redacción LB con información de Agencias

(Visitas 3 Fecha, 1 visitas hoy)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Los Benjamins