¿Creer o no creer? Lo que deja la consulta popular de Guaidó

La consulta popular que impulsó el Gobierno interino ya terminó y dejó más interrogantes que votos de acuerdo a los números y el análisis de expertos.

La abstención, por mucho que quiera ocultarse estuvo allí. Fue tan palpable en territorios propios como en extranjeros.

El evento contó con incongruencias que brotaban de manera progresiva a diario.

Se habla de 6.466.791 de venezolanos que participaron en este evento, según un primer boletín que refleja 87,44% de los votos escrutados. Hoy, el Registro Electoral Permanente cuenta con 20.710.421 de electores.

En cuestión de porcentajes de participación con este primer boletín, esto se traduce en 31,22% de participación. Esto muestra también una abstención de 68,78%. Una cifra bastante alta a nivel global, considerando la cantidad de vías que se habilitaron para sufragar.

De acuerdo con cifras de la ONU, alrededor de 5.448.441 millones de venezolanos han huido del país en los últimos años. En la consulta participaron de manera presencial, a nivel internacional, al menos 844.723 personas. ¿Qué pasó con el resto de los ciudadanos?

Se dio a conocer una participación presencial de 3.209.714 tan solo en territorio venezolano.  Ahora, falta el punto álgido que resta por definir.  Se trata de los 2.412.354 votos digitales, de manera que pueda obtenerse una mirada más certera sobre cómo fue el movimiento nacional e internacional bajo esta modalidad.

La auditoría, una nueva manzana de la discordia

El periodista Eugenio Martínez fue uno de los primeros en detectar ciertas irregularidades, así como manifestar su opinión sobre algunas piezas que no encajaban en el desarrollo del proceso. La manera de abordar la participación electoral en el extranjero fue una de ellas.

«Para el viernes a las 8:00 am solo había un acumulado de 1 millón de personas. Implicaría que en dos días votaron 1.5 millones.  En el tema presencial los controles de participación (en el exterior) en algunos casos eran inexistentes. En todo caso, es necesario auditar y certificar si el dato si se quiere vender como la validación electoral», dijo.

Martínez tachó como «dato político» hablar de una participación presencial de tres millones de votos. A su juicio «no hay forma de justificar los números de participación que se atribuyen a la consulta».

Con información de Panampost

 

(Visitas 5 Fecha, 1 visitas hoy)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Los Benjamins