Marco Rubio le pide a Trump que pare la deportación de venezolanos

El senador Marco Rubio, republicano por Florida, instó al Presidente Donald Trump a que ajuste por decreto el estatus migratorio de miles de ciudadanos de Venezuela que radican en EEUU y que detenga sus deportaciones.

El legislador de ascendencia cubana envió una carta el primer mandatario, solicitando que ejerza su autoridad constitucional y otorgue lo que se conoce como Salida Forzada Diferida (DED) a los ciudadanos venezolanos elegibles que se encuentran actualmente en EEUU.

“A falta de aprobación del TPS por parte del Secretario de Seguridad Nacional, debemos asegurarnos de que no estamos deportando a personas a un país en que el régimen ilegítimo de Maduro y sus fuerzas de seguridad cometen asesinatos extrajudiciales, desapariciones y torturas de políticos oponentes ”, escribió Rubio, copatrocinador en 2019 de un anteproyecto sobre el llamado Estatus de Protección Temporal (TPS) para los Venezolanos.

“Felicito el liderazgo mantenido por su administración en apoyo al presidente interino Juan Guaidó mientras él sigue recorriendo su país en circunstancias extraordinariamente difíciles, y en muchos aspectos catastróficas, causadas por el régimen del narcoterrorista Nicolás Maduro. Como sabe, he abogado para que su administración apruebe el TPS a fin de que los ciudadanos venezolanos que se encuentran en Estados Unidos no tengan que regresar a Venezuela hasta que se restablezca la democracia”, puntualizó el presidente del Subcomité senatorial de Relaciones Exteriores para el Hemisferio Occidental, Crimen Transnacional, Seguridad Civil, Democracia, Derechos Humanos y Asuntos Globales de la Mujer.

“Me alarma saber que al menos 188 venezolanos, algunos de los cuales al parecer no tenían antecedentes penales, fueron expulsados de Estados Unidos en el año fiscal 2020. Sin embargo, no está claro cuántos de estos individuos, si es que hubo alguno, fueron finalmente deportados”, manifestó el senador, que mencionó que el DED proporciona una suspensión administrativa temporal de expulsión para ciudadanos de países designados por el presidente, e históricamente se ha implementado en casos de desastres naturales, guerras e incluso “conflictos civiles generalizados”.

El DED no otorga estatus de conformidad con la ley federal de inmigración, pero permite que una persona trabaje legalmente en el país durante la duración de la designación.

Fuente: RTV

(Visitas 1 Fecha, 1 visitas hoy)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Los Benjamins