Trump sancionará a turistas estadounidenses que se alojen en hoteles de Cuba

A partir de ahora, los residentes de EE UU tienen prohibido alojarse en todos los hoteles de Cuba y en cualquier propiedad vinculada a un funcionario del Estado o del Partido Comunista incluido en la lista de personas sancionadas por Washington.

En un discurso pronunciado este miércoles, el presidente Donald Trump ha apretado aún más las tuercas a Cuba con el anuncio de nuevas sanciones contra el sector turístico.

Además, la nueva normativa prohíbe la importación de ron y de tabaco, así como “la asistencia o la organización de reuniones profesionales o conferencias en Cuba y la participación en determinados eventos públicos”, según el comunicado oficial del Departamento del Tesoro.

“Hoy anuncio que el Departamento del Tesoro prohibirá a los viajeros estadounidenses alojarse en propiedades cuyo propietario sea el Gobierno cubano”, dijo Trump durante un acto en la Casa Blanca con excombatientes que participaron en 1961 en la fallida invasión de Cuba en la Bahía de Cochinos.

La medida estrangula todavía más el sector turístico de la Isla, y deja como única opción a los estadounidenses quedarse en casas alquiladas por particulares que no tengan vínculos con el aparato estatal cubano.

Hasta ahora, los estadounidenses podían quedarse en muy pocos hoteles de Cuba, puesto que el Gobierno de Trump vetó hace tres años las transacciones con empresas controladas por el aparato militar y de seguridad de Cuba, que gestionan una gran parte de los alojamientos turísticos en la Isla.

En su comunicado, el Departamento del Tesoro explica también que, a partir de ahora, los estadounidenses tampoco podrán alojarse en ninguna propiedad que el secretario de Estado de EE.UU., Mike Pompeo, haya “identificado como propiedad o controlada por el Gobierno cubano” o figuras afiliadas a ese Ejecutivo.

La medida afecta a 433 hoteles cubanos, detalló en una comparecencia ante la prensa Carrie Filipetti, responsable en el Departamento de Estado de EE UU de la política hacia Cuba y Venezuela.

 

A principios de junio de ese año, Washington aprobó restricciones contra La Habana, tales como la prohibición de los viajes grupales educativos a la isla, y la cancelación de las autorizaciones para barcos de recreo y de pasajeros, incluidos los cruceros y los yates, así como los aviones privados.

Fuente: Agencias

(Visitas 1 Fecha, 1 visitas hoy)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Los Benjamins