Guaidó reconoce que el plan del 30-A tuvo errores y no descarta una intervención militar

Juan Guaidó reconoció este sábado en una entrevista a ‘The Washington Post’, los errores cometidos durante la Operación Libertad, acción que impulsó contra el régimen de Nicolás Maduro junto a Leopoldo López y algunos militares descontentos.

El líder opositor no descartó una opción militar de Estados Unidos en Venezuela con las tropas que se sublevaron frente al chavismo, diciendo que llevaría cualquier oferta de Washington de este tipo a una votación en la Asamblea Nacional del país.

“Guaidó dijo que esperaba que Maduro se retirara en medio de una oleada de desertores dentro del ejército”, escribió el medio y agregó: “Tal vez porque todavía necesitamos más soldados, y tal vez necesitamos más funcionarios del régimen dispuestos a respaldar la Constitución”.

La entrevista fue publicada luego de la jornada de protestas de este 4 de mayo, en el que la ciudadanía acudió a la calle para pedirles a los militares –mediante un documento escrito por el mismo líder opositor- que se unieran a su causa.

Este mismo sábado, Mike Pompeo, jefe de la diplomacia de Estados Unidos, difundió un video a través de Twitter en el que decía: “El momento de la transición es ahora”, en referencia a toda la ciudadanía venezolana. Y agregó: “EE. UU. se mantiene firmemente con ustedes en su lucha por la libertad y la democracia”.

Sobre el expreso apoyo que ha manifestado Estados Unidos a la causa de Guaidó, el Post le preguntó al mandatario encargado qué haría en caso de que John Bolton, asesor de seguridad nacional, le ofreciera una intervención en su país.

A lo que Juan Guaidó respondió: “Querido amigo, John Bolton, gracias por toda la ayuda que ha brindado a esta causa. Gracias por la opción, la evaluaremos y probablemente la consideraremos en el Parlamento para resolver esta crisis. Si es necesario, tal vez lo aprobemos”, dijo.

Aseguró que hay muchos soldados venezolanos que quieren poner fin a los colectivos (bandas armadas afines al gobierno chavista) y “ayudar a que entre la ayuda humanitaria, que estarían felices de recibir cooperación para poner fin a la usurpación” agregó.

Finalmente, sobre la versión de las conversaciones entre la oposición y el régimen, Guaidó fue enfático: “Sentarse con Maduro no es una opción (…) Eso sucedió en 2014, en 2016 y en 2017. El fin de la usurpación es una condición previa para cualquier posible diálogo”.

Con información de The Washington Post

(Visitas 30 Fecha, 1 visitas hoy)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Los Benjamins