Guaidó aumenta presiones contra Maduro tras fallido alzamiento militar

Juan Guaidó está decidido a ponerle fin al régimen de Nicolás Maduro, por tal motivo invitó al pueblo venezolana a aumentar la presión en las calles contra la dictadura.

El pasado 19 de abril, el también presidente del Parlamento planteó  la marcha del 1° de mayo como “la más grande en la historia” de Venezuela, pero está por verse cómo responderán sus seguidores luego de la fallida sublevación del martes para deponer a Maduro.
Pese a los esfuerzos y el apoyo internacional de varios países, la sublevación no logró quebrar el apego de la cúpula militar a Maduro, quien invitó también a su militancia a marchar este miércoles hacia el palacio de Miraflores con motivo del Día del Trabajador.
Esta acción fue perdiendo fuerza luego de que el alto mando militar anunció su lealtad al régimen, lo que hizo que 25 de los participantes solicitaran asilo en la embajada de Brasil en Caracas, mientras Leopoldo López, liberado por los rebeldes de su prisión domiciliaria y con quien Guaidó lideró el levantamiento, se refugió con su familia en la embajada de España.

Miles de personas acudieron para acompañar al dirigente en la base aérea de La Carlota, donde Guaidó anunció el levantamiento junto a un pequeño grupo de uniformados.

Tras los acontecimientos en el país, Estados Unidos advirtió al ministro de Defensa, general Vladimir Padrino, que ésta era la “última oportunidad” que tenía de romper con Maduro.

John Bolton, asesor de seguridad del gobierno estadounidense, aseguró que Padrino se había comprometido a apoyar el “derrocamiento” del mandatario.

Maduro “tenía un avión en la pista, estaba listo para irse (…) y los rusos le dijeron que debería quedarse”, dijo en tanto el secretario de Estado, Mike Pompeo, a CNN, indicando que el gobernante planeaba huir a La Habana.

Maduro desmintió esta versión durante su trasmisión presidencial: “Hasta dónde llega la falta de seriedad, la insensatez, la locura, la mentira”.

La Casa Blanca, que reiteró este miércoles que una acción armada “es posible” de ser necesaria. En repetidas ocasiones ha alertado que encarcelar a Guaidó sería el “último error de la dictadura”.

Guaidó reivindica que las fisuras abiertas por el alzamiento demuestran que Maduro ya no controla a la Fuerza Armada. “Hay soldados dispuestos a defender la Constitución, y quedan muchos más”, sostuvo.

Con información de Panorama

(Visitas 41 Fecha, 1 visitas hoy)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Los Benjamins