Once muertos deja tiroteo en sinagoga de Pittsburgh

Once personas murieron y seis resultaron heridas cuando un hombre armado abrió fuego el sábado en una sinagoga de Pittsburgh, en el noreste de Estados Unidos, confirmaron las autoridades locales.

“Hubo 11 muertos en el tiroteo”, dijo el director de Seguridad Pública de Pittsburgh, Wendell Hissrich, en una conferencia de prensa, agregando que ningún niño había sido asesinado. “También hubo seis heridos, entre ellos cuatro policías”, dijo, citó AFP.

 
“El sospechoso del tiroteo está bajo custodia. Tenemos muchas víctimas dentro de la sinagoga, tres oficiales han sido afectados”, dijo un portavoz de la policía. Se desconoce el motivo del ataque
El ataque ocurrió cuando los fieles se reunían para un servicio de shabat.
“Hay un tirador activo en el área de Wilkins y Shady”, informó el departamento de Seguridad Pública de Pittsburgh en Twitter. Imágenes de televisión mostraron un equipo de policía SWAT y ambulancias en el área.
“Estoy mirando los eventos que se desarrollan en Pittsburgh, Pennsylvania. Las fuerzas de seguridad están en la escena… Parece que múltiples muertes…. ¡Dios bendiga a todos!”, tuiteó por su parte el presidente estadounidense, Donald Trump.
El presidebte Trump denunció este sábado el “odio” en Estados Unidos luego del tiroteo en la sinagoga.
“Es una cosa terrible, terrible lo que está sucediendo con el odio en nuestro país, francamente, y en todo el mundo”, dijo Trump a periodistas antes de partir para una serie de eventos de campaña en Indiana e Illinois.
“Hay que hacer algo”, afirmó. Mientras medios locales consignaron que el número de muertos en Pensilvania podría alcanzar a ocho, el mandatario afirmó que el saldo del tiroteo parecía “mucho más devastador de lo que nadie pensó originalmente”.
Más tarde, en Indianapolis, aseguró que “muchas personas” fueron asesinadas, en lo que “definitivamente parece un crimen antisemita”.
El mandatario afirmó estar “considerando” cancelar sus mitines electorales debido al suceso. Cuando se le preguntó si era hora de revisar las indulgentes leyes de armas del país, el presidente sugirió en cambio que el número de víctimas podría haber sido mucho menor si se hubieran colocado guardias armados en la sinagoga.
Durante los últimos 10 años en Estados Unidos ha habido tiroteos masivos en una iglesia de Texas (26 muertos), en una iglesia de feligreses principalmente afroestadounidenses en Carolina del Sur (nueve muertos), en dos centros judíos en Kansas City (tres muertos), en un templo sij en Wisconsin (seis muertos) y en una iglesia Unitaria en Tennessee (dos muertos).
Fuente: AFP
(Visitas 3 Fecha, 1 visitas hoy)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Los Benjamins