El pan de jamón te dice lo pobre que te ha hecho Nicolás

La economía del país empeora cada vez más. Lo que puede parecer una solución termina siendo más caos, los aumentos de sueldos se traducen en pobreza y los controles económicos resultan en “más inflación y escasez”. En resumidas cuentas, el venezolano no surge, pues gracias a las medidas “revolucionarias” es tres veces más pobre.

El país lamentablemente va escalando de peldaño a la pobreza. Y esto se puede ver reflejado en la compra de un pan de jamón. Infaltable en una mesa decembrina, pero tristemente este año, es casi un lujo que abarca gran parte del sueldo que percibe un trabajador.

Los precios tanto del pan de jamón como otros productos han inflado con el tiempo, y junto a ellos, se han erradicado las posibilidades de un ciudadano; la clase media en el país acabó, y ahora su mayoría pasó a ser pobre. Muestra de esto es lo costoso que puede llegar a ser un producto en bolívares pero “extremadamente” económico en dólares.

Pobreza explicada en “pan de jamón” 

Cada aumento en Venezuela, significa menos valor fuera de ella. Mientras un venezolano debe pagar Bs. 90.000 por un pan de jamón, fuera de ella el mismo producto tendría un valor de $2,25 dólares.

Pan de jamón en Venezuela
Bolívares / Dólares al cambio del momento
2010: Bs. 70 / $8,75
2013: Bs. 200 / $5,55
2015: Bs. 2.500 / $3,50
2017: Bs. 90.000 / $2,25

¿Cuántos días de trabajo se requieren para comprar un solo pan?

Actualmente un ciudadano debe al menos laborar 20 días para poder comprar un solo pan de jamón. Si su aspiración es comprar 2 o 3 debe al menos trabajar dos meses (sin gastar más del presupuesto).

Salario mínimo mensual / Salario diario / Días necesarios para comprar
2010: Bs. 1.223,89 / Bs. 40,79 / 2 días de trabajo
2013: Bs. 2.661,78 / Bs 88,72 / 3 días de trabajo
2015: Bs. 7.421,66 / Bs 247,38 / 10 días de trabajo
2017: Bs. 136.543 / Bs 4551,43 / 20 días de trabajo

¿Qué significa?

Para que un venezolano logre obtener tal producto,  debe no solo trabajar 20 días, sino que también tiene que destinar una gran parte del salario ( sin el ticket de alimentación) para comprar “una sola cosa”. Lo que anteriormente podría ser adquirido con facilidad y a menor costo, hoy por hoy se ha triplicado en precio.

En resumidas cuentas, el pan de jamón “siempre ha sido caro” para las personas más pobres. Lo mismo ocurre con los artículos de primera necesidad. A pesar de tener precio “regulado”  es más caro para aquellos que no tienen las mismas posibilidades. Pero, cada año más venezolanos son dos y hasta tres veces más pobres, por lo que tanto un pan de jamón para diciembre como un kilo de carne ,pollo, queso o jabón de lavar termina siendo “inaccesible” para la gran mayoría de los ciudadanos.

Por tanto, a pesar de que el mandatario venezolano incremente el salario hasta 6 veces, o fije los precios de los productos, la economía en el país ya está descontrolada y deteriorada. Hasta que no exista un control directo a la inflación, el venezolano mantendrá la pobreza y cada vez se complicará la adquisición de productos, bienes y servicios.

Fuente: Venezuela Al Día

(Visitas 214 Fecha, 1 visitas hoy)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Los Benjamins